Aprende a disminuir la humedad en las habitaciones de un hotel

El servicio de hotelería siempre debe ser de excelencia porque con los huéspedes no hay opción a segundas oportunidades. El pasajero que elige pasar una estadía en un hotel lo hace buscando descansar, relajarse y sentirse como en casa o al menos en lo que a comodidad se refiere.

Por este motivo es que cada detalle debe ser cuidado, para brindar un servicio de alta calidad. Si tomamos un cuadernillo de formación sobre lo que un personal de hotelería debe considerar, se podrá leer en cualquier instructivo que lo fundamental es que el huésped se sienta a gusto.

Pero como sucede en las habitaciones que no están en constante uso en un hogar, lo que puede pasar es que los cuartos de hotel concentren un olor a humedad, como a casa vieja, por el hecho de no tener la suficiente ventilación ¿es el fin de tu emprendimiento? Pues claro que no, aquí te ofrecemos consejos de sencilla aplicación que ayudarán a dar solución a estos inconvenientes.

Cómo resolver los problemas de humedad

Ya sea porque haya que llamar a un especialista o que el mismo personal del hotel pueda resolverlo, lo principal es Tomarlo con calma ya que, aunque algunos crean lo contrario, los problemas de humedad tienen cada vez más y mejores soluciones.

Un primer consejo con relación a los fuertes olores a humedad en un cuarto es asegurarse que no corresponda a un problema de filtración en la mampostería o por la rotura de alguna cañería. De ser así, lo primordial es reparar la avería con productos especializados, como los fabricados por Leplak, para recién después combatir el olor persistente a humedad.

Como parte de las labores del departamento de limpieza, una función indispensable es tomarse el tiempo de visitar aquellas habitaciones que no se han usado para asegurarse de que todo esté en orden y poder realizar una adecuada labor de ventilación de los ambientes. Esta actividad debe realizarse como parte de un manejo cotidiano para no encontrarnos con sorpresas desagradables.

Un recurso muy utilizado en hotelería es incluir en cada habitación un dispositivo de aromatización que mantenga una fragancia agradable en las diferentes estancias. A este recurso podría sumarse algún tipo de producto deshumificador que permita absorber los malos olores del ambiente y el exceso de humedad.

En lugares pequeños que posean una mala ventilación, como en baños o pasillos estrechos, es importante utilizar revestimientos que permitan un adecuado aislamiento de la humedad. Productos como los que se encuentran en el siguiente link https://www.leplak.com/revestimientos-banos-paredes/ pueden resultar beneficiosos para estos ambientes. Además, en zonas húmedas, será fundamental tener algunas sales de absorción u otros dispositivos que favorezcan la eliminación del exceso de humedad y vapores.

Para lograr siempre una gestión adecuada de los servicios que se gestionan en un hotel, se deberá tener desarrollado un amplio sentido de la empatía con respecto a lo que el cliente desea obtener durante su estadía y un gran manejo de equipo y liderazgo para que todo el personal mantenga alta la calidad brindada en cada contacto con los pasajeros.